Zona de Cydonia en Marte - Fotografías
Zona de Cydonia en Marte - Fotografías

De Marte existen muchas especulaciones, teorías y hasta mitos que intentan difamar todo lo que se ha fotografiado de su superficie. Y es que lo observado no han sido cosas minúsculas o de poca monta, todo lo contrario, se han fotografiado enormes construcciones que, simplemente, no pueden ser formaciones rocosas naturales.

Curiosamente, la formación conocida como “el rostro de Marte” es de las que más ha causado polémica y especulación. Esta construcción tiene tres kilómetros de largo por 1,5 de ancho, pero, aun así, muchos la consideran como una mera coincidencia o una ilusión de pareidolia.

Pareidolia es el fenómeno con el que podemos ver formas reconocibles por asociación mental, por ejemplo, caras o animales en las nubes. Aunque todos sabemos que realmente no están allí, podemos verlas con nuestra imaginación. Muchos se han escudado en este fenómeno para explicar el rostro de Marte y las otras construcciones maravillosas.

Ahora bien, lo que hay en la zona de Cydonia, en Marte, son pirámides esplendorosas (una tiene cinco lados) y, a pesar de ser ruinas, aún conservan su belleza y perfección geométrica. Científicos han determinado que las pirámides y otras construcciones aledañas tienen relaciones geométricas muy específicas. Otros estudios han confirmado que las pirámides son artificiales, precisamente por su perfección y relación entre ellas.

Fuera de la ciudadela de pirámides, se pueden apreciar en Cydonia unos monolitos maravillosos y construcciones cuadradas. Todo indica que tienen una profunda relación con el número Pi y con la medida áurea.

Desafortunadamente, muchos aún afirman que las fotografías existentes no son reales, que han sido modificadas o alteradas para mostrar todo lo anterior, pero que es una farsa.

Por otro lado, y para beneficio nuestro, hay más evidencias que las fotos. Cuando existía la Unión Soviética, hace más de veinte años, había en el espacio una sonda activa que se encontraba tomando fotografías en un cráter de Marte, conocido como Argyre. El dispositivo comenzó a mandar imágenes de lo que parecía una ciudad enorme, pero, justo en mitad del proceso, apareció un ovni gigantesco y desde entonces los soviéticos no tuvieron más contacto. Los investigadores del programa concluyeron que el ovni había inutilizado la sonda.

Posteriormente, los estadounidenses también enfocaron su investigación en el cráter de Argyre y dirigieron sus sondas para tomar fotografías. Estas nuevas imágenes presentaron unas cuadrículas perfectas, con ángulos ordenados y dispuestos de forma inteligente: las ruinas de una ciudad.

Hace años, estas fotografías y eventos fueron dados a conocer a la prensa y generaron polémica, pero, curiosamente, prácticamente se han olvidado.


Propiedad intelectual de Hilda Strauss. Todos los derechos reservados ©