Las pirámides gigantes de China

Publicado en02/12/2019
Favorito0
Las pirámides gigantes de China

Aunque aún no sepamos mucho, es una realidad que en China se encuentran pirámides más grandes que las de Egipto.

Esta es una verdad que salió a la luz hace ya varias décadas, pero, curiosamente, el Gobierno chino ha tomado una actitud muy particular frente al tema. Al final de la Segunda Guerra Mundial, un piloto generó un reporte en el que explicaba que la Pirámide China, perteneciente a una ciudadela de pirámides, medía cuatro veces más que la Gran Pirámide de Giza, en Egipto.

Estas pirámides, que se encuentran cerca de la ciudad de Xi’an, siguen siendo todo un misterio para nuestra sociedad. Por un lado, porque el acceso es sumamente restringido, y porque no se les ha podido datar con exactitud. Algunos científicos proponen que tienen cinco mil años, otros dicen que fueron construidas por el emperador Shi-Huang-Ti, pero lo cierto es que estas antiquísimas construcciones tienen muchísimos más miles de años de lo que proponen.

Hace unas décadas, Estados unidos, en unión con Alemania, incursionaron en el territorio y tomaron varias fotografías aéreas de la zona, en las que se distinguen 17 pirámides, aunque la gran mayoría se encuentran camufladas por el paraje. Catorce son pequeñas, dos medianas y una gigante, despuntada.

Lo curioso es que, desde entonces, el Gobierno chino se ha rehusado a dar explicaciones, limita el ingreso en una medida extrema, evitando visitas extranjeras y hasta de los mismos grupos científicos nacionales. Es un hermetismo muy complejo de entender. Tal vez, porque China prefiere perpetuar la idea de que estas construcciones fueron realizadas por el emperador Shi-Huang-Ti, el mismo que mandó forjar el ejercito de guerreros de Terracota.

Esas estatuas las escondió debajo de una pirámide que mandó a construir y cubrir luego con tierra para camuflarla. En China se conoce como el Monte Lishan, pero en verdad es una pirámide camuflada que Shi-Huang-Ti copió de las de Xi’an, pero él no construyó estas; esas pirámides posiblemente sean las más antiguas del mundo.

Aunque este emperador no las haya construido, hay que otorgarle el mérito arduamente obtenido: fue un regente superior, de gran visión, que dejó construcciones monumentales. No es raro que piensen que las pirámides fueron su obra.

En conclusión, las pirámides de China, con toda seguridad, tienen más evidencias, más elementos contundentes, que apoyan la contribución de inteligencias llegadas del espacio exterior.

 

 


Propiedad intelectual de Hilda Strauss. Todos los derechos reservados ©

Artículos relacionados

Menú

Buscar

Haga clic para más productos.
No se encontraron productos.

Compartir

Crear una cuenta gratuita para guardar tus favoritos.

Iniciar Sesión

Crear una cuenta gratuita para usar listas de deseos.

Iniciar Sesión